Skip to content

Salud intestinal

La salud intestinal se refiere a la función del sistema digestivo, especialmente del intestino. Una buena salud intestinal es esencial para la digestión y absorción de nutrientes, el control de la flora intestinal y el sistema inmunológico. También juega un importante papel en la prevención de enfermedades como el cáncer de colon, la enfermedad inflamatoria intestinal y la obesidad.

Todo lo que ingerimos, ya sea líquido o sólido, ya sea beneficioso o incluso tóxico, pasa a través de la cavidad oral y el esófago al estómago y finalmente al intestino, por lo que este es nuestra mayor superficie de contacto con el exterior. Factores que pueden afectar la salud intestinal incluyen la dieta, el estrés, la falta de ejercicio, la exposición a sustancias tóxicas y ciertas enfermedades.

Para mantener una buena salud intestinal, se recomienda seguir una dieta equilibrada y rica en fibra, evitar el consumo excesivo de alcohol y tabaco, hacer ejercicio regularmente, reducir el estrés, y asegurar una buena higiene personal. También puede ser útil tomar suplementos probióticos y prebióticos y evitar el uso prolongado de antibióticos.

bacterias_intestinales

Medidas eficaces para la salud intestinal

Consumir una dieta rica en fibra, que incluya frutas y verduras, ya que ayudar a regular el tránsito intestinal y mejorar la salud del microbioma.

Ingerir alimentos probióticos debido a que contienen bacterias beneficiosas que pueden mejorar la salud del microbioma. Y alimentos prebióticos, que incluyen carbohidratos no digeribles que alimentan dichas bacterias. Así como suplementos, probióticos y prebióticos, ya que ayudan a reponerlas.

Evita el consumo de azúcares y alimentos procesados pues alteran la flora intestinal y promover la inflamación. Así como de tabaco o bebidas alcohólicas.

Realizar ejercicio regularmente ha demostrado que puede tener un impacto positivo en la salud del microbioma. Además de ayudar a reducir el estrés, junto con la meditación y el yoga.

¿Por qué necesitamos una microbiota intestinal sana?

La microbiota intestinal sana es esencial para una serie de funciones corporales importantes, incluyendo:

  • Digestión: La microbiota intestinal ayuda a digerir los alimentos y a absorber nutrientes esenciales.

  • Sistema inmunológico: La microbiota intestinal juega un papel importante en el desarrollo y la regulación del sistema inmunológico, ayudando a proteger el cuerpo contra las enfermedades.

  • Función del sistema nervioso: La microbiota intestinal está conectada al sistema nervioso entérico y ayuda a regular la motilidad intestinal y la sensación de saciedad.

  • Prevención de enfermedades: Una flora intestinal equilibrada ayuda a prevenir enfermedades inflamatorias del intestino, obesidad, diabetes tipo 2 y ciertos tipos de cáncer.

  • Salud mental: La microbiota intestinal se ha relacionado con la salud mental, y la alteración de la flora intestinal se ha asociado con trastornos mentales como la depresión y el autismo.

En resumen, una microbiota intestinal sana es esencial para el bienestar general del cuerpo, y es importante tomar medidas para mantener una buena salud de la microbiota a través de una dieta equilibrada, el ejercicio regular y la reducción del estrés.

Intestino permeable

El síndrome del intestino permeable (SIIP) es un trastorno en el cual la barrera intestinal se vuelve permeable, permitiendo que las sustancias tóxicas y los desechos se filtren en el torrente sanguíneo. 

Los factores de riesgo para desarrollar el SIIP incluyen una dieta pobre en nutrientes, el estrés, el consumo excesivo de alcohol, el uso prolongado de medicamentos como los esteroides y los antibióticos, y las infecciones crónicas.

Cómo mantener la salud intestinal:

  • Reducir el estrés, ya que puede afectar negativamente la salud del microbioma y la función del sistema digestivo. 
  • Consuma a diario bacterias intestinales activas para compensar la pérdida causada por la mala alimentación y el estrés, así como alimentos y complementos probióticos y prebióticos que ayudan a generarlas.
  • Evite el consumo innecesario de medicación. Sobre todo los antibióticos, ya que eliminan las bacterias buenas del intestino.
  • Bebe suficiente agua, mantenerse hidratado es esencial para una buena digestión y la salud del microbioma.
  • Consumir una dieta equilibrada y rica en fibra: las frutas, verduras, granos integrales y legumbres son excelentes fuentes de fibra que pueden ayudar a regular el tránsito intestinal y mejorar la salud del microbioma.
  • Consultar al médico o al nutricionista para una evaluación personalizada y plan de tratamiento si se presentan problemas de salud intestinal.

Así te ayudan los complementos probióticos y prebióticos

Los suplementos probióticos y prebióticos pueden ayudar a mejorar la salud intestinal al promover una flora intestinal equilibrada.

Los probióticos son microorganismos vivos que se encuentran naturalmente en los alimentos fermentados como el yogur y el kéfir, y también están disponibles en forma de suplementos. Los probióticos ayudan a reponer las bacterias beneficiosas del microbioma y a equilibrar la flora intestinal.

Los prebióticos son carbohidratos no digeribles que se encuentran en alimentos como las cebollas, el ajo, los espárragos y las bananas. Los prebióticos alimentan a las bacterias beneficiosas del microbioma, ayudando a mantener una flora intestinal equilibrada.

Al tomar probióticos y prebióticos juntos se potencia su efecto ya que los probióticos se benefician de los prebióticos para colonizar y multiplicarse en el intestino. Esto ayuda a mejorar la función de la barrera intestinal, a reducir la inflamación y a fortalecer el sistema inmunológico.

×